09 mayo 2008

Las flores de Mayo

Hace unos meses Nicolas Sarkozy afirmó que renegaba del fenómeno del “Mayo del 68” denunciando el “relativismo moral” que había traído a la sociedad francesa. Enseguida Daniel Cohn-Bendit, el lider estudiantil de la revuelta y ahora jefe de Los Verdes en el Parlamento Europeo, le respondió que si no fuera por esa relajación moral la azarosa vida sentimental del amigo Nicolas le hubiera impedido siquiera presentarse como candidato a Presidente de la República.

Muchas veces se nos ha tratado de convencer que eran mayoría los jóvenes que apoyaron la revuelta, pero a mí, sin haber estado presente, ni allí ni en la España de la época, me parece que eso no es posible. Seguro que muchos miraron con escepticismo y rencor aquella explosión de anarquía, los unos por considerarla una aberración y los otros porque no se les hubiera ocurrido a ellos. Cuarenta años después siguen las mismas luchas entre progresistas y más progresistas, y entre conservadores y más conservadores. Y seguirán existiendo, porque el centro no existe, no es más que otra utopía política.

Así que, sin entrar en más discusiones, quedémonos con esta extraordinaria canción en la que Ismael Serrano, y con el recuerdo del Barrio Latino, uno de los lugares más luminosos de la de por sí luminosa París.

3 comentarios:

  1. pasaba por aquí10:14 a. m.

    se pueden ir todos a la puta mierda, los conservadores, los más conservadores, los progresistas y los más progresistas..... todos una panda de amargados hijos de papá.

    Mecagonlaputa, los mandaba todos al campo a trabajar!!!!!!

    ResponderEliminar
  2. Zorro, yo si estuve en aquellos días en Madrid, y no divirtiéndome como dice Ismael Serrano, no. Si peleando por algo que creíamos justo, luego ves que eran utopías revolucionarias que nos nos llevaron más que a cambiar algo, lo que nos dejaron cambiar o lo que quisieron ellos que se cambiara, para luego despacito y dirigidos, poniendo golosinas cerca de la boca, llegamos a donde estamos a una sociedad del bienestar que ellos han conseguido a costa de nosotros, de todos.
    Las clases son las clase y la mayor de ellas no tiene, no quiere o no puede decir más que amén.

    Porque son ellos los que dirigen, mandan, emplean y deciden de cada uno de nosotros y solamente nos quedó, queda y quedará el: Que paren el mundo que me bajo. Para luego llegar al mismo sitio donde estabas al principio.

    Y no, aquellos no éramos hijos de papá, éramos jóvenes que querían algo distinto y que jamás conseguimos ni conseguirán ahora. Porque sus objetivos son distintos al destino que les espera.

    ResponderEliminar
  3. Mecagonlaputa Zorro, esta canción me sigue erizando el lomo como a un lobo, y cuán diferente es la sociedad de esas fechas con las de ahora ( ni mejor ni peor, totalmente diferente), en estos cuarenta años que existen de diferencia no se desea ni se necesita lo mismo, ahora se tiene de todo incluso LIBERTAD para decir lo que piensas y si no para muestra este blog, SALUD a todos los que pasaron ese mayo del 68 peleando por unos ideales, y mecagonlaputa, no te mosquees “pasaba por aquí” por lo del Madrí, ni por el 0-2 de ayer del Atlético.
    Me se olvidaba lo mejor "QUE LE DEN POR EL ANO A SARKONO"

    ResponderEliminar