14 noviembre 2009

Otoño

ya han caído las primeras nieves sobre el Pico del Lobo y mientras la Sierra de Ayllón se viste de blanco por primera vez en el año, los collalbos dan un paseo por el Hayedo de Montejo. Aquí la alfombra es de hojas de haya y roble, y el tejado un entramado de ramas a veinte metros de altura.


Una ruta aprendiendo botánica y geología con nuestro guía Víctor. Este chaval es un crack de la comunicación. Si todos los profesores fueran como él, y todos los alumnos como los del grupo de hoy, España sería el país más formado del mundo. Un placer aprender así.

Después del paseo, una comida pantagruélica en el Mesón El Hayedo. Hacía un par de años que no pasaba por aquí pero esos chuletones no se olvidan nunca (¿verdad Craig?). Y para bajar la comida, nada mejor que un paseíto por el vecino Horcajuelo de la Sierra. Este pueblo ha quedado precioso con las últimas obras. Un ejemplo de cómo gastarse una subvención estatal.

Se me ha hecho corto. Snif. Siempre sucede cuando disfrutas.

7 comentarios:

  1. Da gusto leerte. No hace falta verte la cara para sentir lo que has disfrutado.

    ResponderEliminar
  2. Zorro, has conseguido entrar fácilmente al Hayedo? Había oído que es bastante complicado y que hay que organizarlo con bastante tiempo. Yo me acerqué hace años a la aventura y me encontré con que no se podía entrar si no lo tenías reservado. Pero la zona es desde luego espectacular y tb me pegué una buena comilona. :)

    No es de extrañar que se te haya hecho corto.

    ResponderEliminar
  3. Hace un par de semanas fui a Salamanca. La autovía pasa por Baños de Montemayor y la vista era espectacular: la luz se dormía en las encinas. No se me ocurre explicarlo de otra forma. Me hubiese encantado parar el coche en el arcén y quedarme mirando hasta que se durmiera por completo. El sentido común me impidió hacerlo. ¡Maldito!
    Esa luz sólo acontece en otoño. Gran estación del año. Para mí, la mejor.

    ResponderEliminar
  4. sí, Tony, lo pasé de miedo. No he parado en todo el finde !!!

    Elektra, como es Reserva de la Biosfera hay que reservar plaza en su web. Es muy difícil al principio del Otoño porque todo el mundo quiere ir al mismo tiempo. El resto del año no hay tanto problema.

    ¿Baños de Montemayor? no conozco mucho esa zona Estatua. Lo apunto en la agenda de excursiones.

    ResponderEliminar
  5. pasaba por aquí12:06 p. m.

    Todo lo bueno se hace corto.... ya sabes, cosas de los humanos.

    ResponderEliminar
  6. Hace años que fui yo a ese precioso bosque y a ese mismo restaurante.
    Aunque ultimamente me dedico más a la cara norte de esa misma sierra...

    ResponderEliminar
  7. Yáñez9:57 p. m.

    Que bonito lugar, me has hecho recordar momentos de cuando se podía acampar sin pedir permiso, eso sí de restaurante nada de nada, una fabada litoral y sopa de sobre.

    ResponderEliminar