13 diciembre 2010

¿nacionalidad? humano


imagina que desaparecen las fronteras ...
Tras sólo cinco palabras de post algunos estaréis pensando en las ventajas y a otros se os ocurrirán sólo pegas.

imagina ahora que estuviera hablando de África, y borrara todas sus fronteras de un plumazo. Hala, 53 países en uno. Probablemente alguno de los que pensó en inconvenientes encuentre ahora ventajas, y viceversa.

¿Y si hablamos de las comunidades autónomas españolas y
volvemos al "statu quo" anterior a 1980? Uhmm, ... buenoDi, sigo imaginando aunque ahora no soy tan creativo, ¿qué tal si cojo todas las rayas que parten el mapa europeo y las tapamos con algo de unidad continental?. Sigue habiendo ventajas ... y algún que otro problema.

Serán imaginaciones mías, pero trato de pensar en un planeta unido bajo un único gobierno y sólo encuentro cosas que me gustan. ¿Qué pensarán los estudiantes del siglo XXIII cuando miren hacia atrás tratando de adivinar el porqué de la afición de sus antepasados por trazar líneas de sangre en los mapas? ¿Nos considerarán unos bárbaros?


A sugerencia de una lectora, ahí va "Imagine" de Lennon para acompañar al post.

8 comentarios:

  1. Zorro,

    me encanta tu idea (de hecho yo he decidido hace años no dejar que la arbitrariedad de mi nacimiento guie mis pasos así que de Orense a Vigo a Madrid y a NY). Pero no hay mucha gente que valore lo de fuera. Vaya donde vaya la gente cree que lo de allí es mejor y lo de fuera una porquería.

    Y esta tendencia no ha mejorado, ha empeorado. Piensa en España, hemos pasado de tener un país en 1980 en que todo el mundo se entendía. A tener diversas autonomías en las que te suspenden en clase por hablar español.

    El primer paso para un mundo unido es un lenguaje único. A mi no me importa usar el Inglés el 80% del tiempo. Dejarías tu el Español? Dejarían tus amigos catalanes el catalán?

    ResponderEliminar
  2. Es bonita la idea, pero no podemos... ser todos iguales no es económicamente posible... para los que tienen el dinero, claro está...

    Besicos

    ResponderEliminar
  3. Pasaba por aquí9:07 a. m.

    Zorro,
    si escribes tú las normas, firmo dónde sea, porqué tus normas serían respetuosas con todos y con la diversidad de la sociedad.
    Si las escriben otros, declaro inmediatamente la independencia de mi casa y me echo al monte con un AK47.

    ResponderEliminar
  4. Zorro, es interesante que plantee estas reflexiones, pero yo no estaría de acuerdo.

    Creo en el derecho de un pueblo o comunidad humana con ciertas características comunes a desarrollar su propia identidad y su propio proyecto histórico.

    Hoy precisamente hablaba con un amigo de por qué hay territorios que son una nación y otros no; de cuáles son los criterios. Evidentemente en estas cuestiones hay mucho voluntarismo, darwinismo histórico y circunstancias históricas, dinásticas, familiares, económicas.

    Pero por encima de todo ello, creo que en la Historia hay proyectos diferenciados que merecen su propio espacio físico y político.

    La uniformidad a rajatabla (un solo Gobierno) va contra la gran riqueza de matices del ser humano.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo9:55 p. m.

    ¿Te imaginas un George Bush o un Aznarín sin poder amenazar a nadie? sería de dulce de leche, o a los controladores aéreos parando el mundo tooo enterito, sería la monda.
    A eso que propones se le ha llamado Pangea, y como la naturaleza es sabia cuando la Tierra estaba unida en un solo territorio, ni a Dios se le había ocurrido crear al Hombre y la Mujer.
    Yáñez

    ResponderEliminar
  6. hay que poner la mente en blanco y liberarla de todo lo que conocemos en cuanto a división territorial.

    Lo que "imagino" es un planeta sin fronteras, con un solo gobierno. Es evidente que ese nuevo concepto político no tiene por qué ser mejor que los que conocemos, ni más justo. Quizá sí, quizá no.

    New Yorker vota por un idioma único. No es incompatible con mi estado global la existencia de miles de idiomas diferentes.

    Belén nos habla de economía. Hoy en la mayoría de los países ya hay desigualdades económicas, a veces monstruosas.

    Efectivamente, Pasaba, el riesgo de ese estado único es que si fuera odioso, no tendríamos otro país donde emigrar. Sí, es un riesgo, pero también una esperanza.

    si no le interpreto mal Sr. Neri, usted defiende que la identidad de un pueblo requiere el derecho a gobernarse a sí mismo. Uhmm, puede ser, sobre todo si inferimos que un gobierno único colaboraría a la extinción de los matices.

    Ay, Yáñez, anda que si tuviéramos un estado global y ganaran las elecciones los que a ti no te gustan ...

    ResponderEliminar
  7. No es tan sencillo, ya le digo. Primero no me refiero solo a identidad, sino sobre todo a proyecto histórico. Un mismo proyecto histórico puede implicar a pueblos diferentes y constituir una misma patria. Y un estado único no tiene por qué suponer la eliminación de los matices y las diferencias.

    ResponderEliminar
  8. Bonita utopía!!!

    Saludos...

    ResponderEliminar