12 diciembre 2009

Copenhague y el clima


Estas figuras de hielo esperan y desesperan mientras los líderes mundiales juegan la partida de las emisiones contaminantes.
No tienen mucho tiempo, pero me da que aunque tardasen años en derretirse no verían un acuerdo entre los principales egos del mundo. Más fácil sería que pasase un camello por el ojo de una aguja.

O quizá esperan a que se decida ella. Que sea pronto pues corre el riesgo de que el nivel del mar la sobrepase ...

5 comentarios:

  1. Yáñez8:57 p. m.

    ¿Qué esperas de una panda de IOPUTAS de líderes mundiales del mundo mundial intraplanetario?, y cuando suceda seguro que estarán muertos y enterrados y por el rito católico, es decir con el perdón total de sus pecados.
    Zorro estás anticuado, ya no se citan las Sagradas Escrituras, ahora se tiene que decir:
    "es más fácil que se pongan de acuerdo, que un banco no se pula la pasta de los ciudadanos, o te conceda un préstamo hipotecario"

    ResponderEliminar
  2. sabes que yo tengo bastante más fe que tú en los políticos. Kioto fue un avance que debemos a la responsabilidad de los gobiernos europeos y asiáticos, y ahora tienen la oportunidad y el deber, de presentar una propuesta que avance aún más en la conservación de nuestro planeta sin castigar el derecho al desarrollo de los más pobres.

    Por supuesto, no hablo ni de los USA ni del hipócrita de Al Gore.

    ResponderEliminar
  3. Bueno esto lo pone interesante.
    Trataré este momento como si fuera un bis a bis:
    ¿Kioto, quién es Kioto?, me suena a pokemon o ¿quizas a pasta? y se están pasando por el forro los europeos y los asiáticos los acuerdos. De los que te USA, y del primo de Rajoy ese que come los chuches Al Gorrón no vale la pena ni escucharle, pues el desarrollo industrial barato (del primer mundo, no de otros) les interesa más que la contaminación (que se lo pregunten a los de AENA).
    Sabes que no soy una persona pesimista Zorro-Lobo (aunque hoy al Barça le veía ganador), no moverán un dedo hasta que la Sirenita se esté ahogando con las meadas del Manneken pis, que nos cargamos este planeta y los políticos (todos) se mueven por intereses dinerarios, lo tengo tan claro como que no existe ningún Dios.
    Abrazos verdes y besos acuosos.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo8:39 p. m.

    Como dice un profe de mi hija, que estudia geología, "para cuidar el planeta primero hay que conocerlo".
    Y añado, y para conocerlo debemos amarlo. Los polis-mili sólo se quieren a ellos, como la mayoría del resto.
    Ya ha acabado la sima, que no la cumbre y el resultado...
    Después de la publicidad



    Tony Montón

    ResponderEliminar
  5. qué desilusión.
    No queda otra que seguir nuestra vida plantando árboles, bajando la calefacción, conduciendo a menos velocidad y tratando de convencer a otros de que hagan lo mismo ...

    ResponderEliminar